G-J02WLS30S0
Empresas

Como Impugnar un Despido Disciplinario en 3 Pasos

¿Despido disciplinario? le han despedido injustamente de su trabajo y quiere impugnar la decisión 

Puede que tengas ganas de rendirte, pero no desesperes. Hay cosas que puedes hacer para impugnar el despido disciplinario y recuperar tu trabajo.

Lea este artículo para obtener consejos sobre cómo luchar contra el despido disciplinario y ganar.

¿Cómo impugnar despido disciplinario?

La impugnación del despido disciplinario es la búsqueda de la nulidad del mismo, por medio de un procedimiento judicial iniciado por el trabajador despedido.

La impugnación es una medida que el trabajador ejecuta directamente contra la decisión del empresario, quien en ejercicio de su potestad decide extinguir la relación laboral.

1-Firmar con «no conforme» el finiquito y la carta de despido

Cuando reciba estos papeles, debe expresar su no conformidad. Para ello, basta con escribir «no conforme» junto a su nombre.

A partir de ese momento sólo tiene 20 días para iniciar sus reclamaciones. Le recomendamos contratar a un abogado laboralista a tiempo para que el plazo de caducidad no expire.

Las reclamaciones se arbitrarán a través del Servicio de Mediación, Arbitraje y Conciliación (SMAC) siempre que su despido no vulnere derechos fundamentales o libertades públicas.

2-Presentar la papeleta de conciliación ante la unidad de Mediación (SMAC)

La primera instancia a la cual debe acudir el trabajador despido es ante el Servicio de Mediación, Arbitraje y Conciliación (SMAC) competente de la provincia, en un lapso de 20 días hábiles, es decir que no incluya sábado, domingo y días festivos.

En la unidad de Mediación, Arbitraje y Conciliación se introduce la papeleta de conciliación, y tiene como efecto que se detiene el lapso de caducidad procesal. 

Es decir, el despido tiene un lapso de 20 días para ser impugnado por el trabajador despedido, si en este lapso el mismo no introduce la papeleta de conciliación ya no se puede impugnar el despido.

3-Iniciar el acto previo de conciliación obligatorio

La finalidad de la papeleta de conciliación es iniciar el procedimiento denominado acto previo de conciliación obligatorio en instancia administrativa.

Al iniciar este acto de conciliación se suspende el plazo de 20 dias en el cual caduca la impugnación.

El mencionado acto tiene el objetivo de alcanzar un acuerdo entre las partes, y de esta forma evitar que se inicie un procedimiento judicial, que siempre será ante el juez competente.

El trabajador debe saber redactar la papeleta de conciliación, ya que este documento es el que demuestra su inconformidad con el despido disciplinario.

Sumado a ello, la papeleta de conciliación detiene el lapso de caducidad, lo que equivale a que si se introduce una papeleta de conciliación de forma inmediata puede entonces permitir que se declara procedente el despido.

Al producirse el acto conciliatorio se puede alcanzar un acuerdo entre las partes, lo que detiene el proceso en la instancia judicial, pero no solo eso, sino que permite expresar de forma coherente los derechos de ambas partes en el proceso.

¿Qué es la conciliación?

Es de hace notar que la conciliación o mediación es un procedimiento y medio alternativo de resolución de conflicto y lo que en él se acuerde es ley entre las partes, siempre y cuando no lesione derechos fundamentales y garantías del trabajador o del empresario.

El acto conciliatorio se produce en reconocimiento de

 1. Voluntad de las partes de resolver el conflicto,

 2. Igualdad entre las partes, 

 3. Aceptación de los acuerdos alcanzados en el procedimiento.

¿Qué pasa si alguna de las partes no acude al acto de conciliación?

Existen supuestos que se producen de forma inmediata en el acto conciliatorio con la sola inasistencia de una de las partes.

Inasistencia del trabajador

Si la inasistencia sin causa justificada en el acto conciliatorio la produce el trabajador se considera que esté a desistido de su pretensión y as ordena el archivo procesal del caso.

Inasistencia de la empresa

Si en cambio, la inasistencia la produce la empresa se considera que está no asume el acto conciliatorio, y por ende no desea resolver el conflicto en instancia administrativa.

¿Qué sucede si no hay acuerdo al impugnar un despido disciplinario?

En el último caso o cuando aun cuando ambas partes acuden al acto conciliatorio y no se produce un acuerdo, el trabajador despedido puede ejercer la demanda contra la empresa en un lapso de 20 días hábiles.

El trabajador puede defenderse el mismo en el juicio, pero es recomendable que cuente con asesoría de un abogado.

Una vez iniciado el juicio el juez puede pedir a las partes considerar de nuevo la conciliación, para alcanzar un acuerdo entre las partes.

Si el acuerdo en instancia judicial no se produce el Juez deberá dictar sentencia en los próximos cinco días. 

¿Qué decisión tomará el juez?

La decisión de el juez puede ser una de las siguientes tres:

  • Despido procedente. En este caso la relación laboral se considera extinguida y el trabajador solo tiene derecho al pago del finiquito.
  • Despido improcedente. En este caso la carta de despido no es válida ya que la empresa no logro demostrar que el trabajador incurrió en algunos de los causales de despido.
  • Despido nulo. El juez puede declarar el despido nulo debido a que la decisión del empresario estaba basada en una violación de las garantías fundamentales del trabajador.

Conclusión

Espero que este artículo le haya servido para entender mejor qué hacer si se enfrenta a un despido disciplinario.

Recuerde que es importante buscar asistencia legal lo antes posible para poder entender sus derechos y opciones.

Para más información y consejos sobre el despido disciplinario, lea nuestros otros artículos en inversionybolsa.com sobre el tema. También hablamos de inversión, criptomonedas y finanzas personales. ¡Gracias por leer!

Artículo escrito por el letrado Rolando Graterol Guzmán y revisado y aprobado por Noelia Pérez Magán, Senior Manager en BDO Abogados.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba